Ezio Rojas / [email protected]

En el año 2017 salía al mundo el primer episodio de la serie española “La Casa de Papel” con una trama bastante peculiar. En ella, un grupo de desadaptados, bajo las direcciones de “El Profesor”, ideaban el “robo” del siglo, introducirse a la Fabrica Nacional de Moneda y Timbre de España para imprimir nuevos billetes e irse con ellos.

La serie, como producto de entretenimiento, es bastante buena. Sin embargo, la serie también tiene una carga de ideas financieras bastante interesante y eso es lo que precisamente queremos analizar con este escrito.

En uno de los episodios finales de la segunda temporada, El Profesor, para justificar sus acciones, dice que ellos no están robando dinero y que los verdaderos ladrones eran los bancos. “En el año 2011 el Banco Central Europeo creo de la nada 171 mil millones de dólares. ¡De la nada!” “¿Sabes dónde fue a parar todo ese dinero? A los bancos” “¿Dijo alguien que el banco central europeo fuera un ladrón?”, son tan solo algunas de las frases que utiliza el personaje interpretado por Álvaro Morte para explicar su obra.

Pero, ¿Es verdad lo que dice El Profesor en la serie? ¿Los bancos imprimen dinero libremente? ¿Quién los controla? Nadie los controla. En teoría cada ciudadano tiene la facultad para controlar las acciones de sus respectivos Estados, pero, ¿Conoce usted cuanto dinero emitió el país en el que se encuentra en el último año? ¿Sabe lo que significa la “Inyección de liquidez” y los efectos que tiene esta para la inflación?

La crisis financiera del año 2008 y las consecuentes “soluciones” que brindaron los Estados para recuperar sus economías demostraron que la Banca y los Sectores Financieros tradicionales no están precisamente para servir a la gente. El dinero está en las manos de los poderosos, es una realidad que aunque no la queramos ver, está ahí.

Satoshi Nakamoto, el creador del Bitcoin, tenía muy claro que la voracidad de los bancos y el sistema tradicional del dinero estaba diseñado para aplastar al ciudadano común. De hecho, en el primer bloque de la red Blockchain de Bitcoin se puede apreciar el titular del New York Times del 03 de enero del 2009 que titulaba “El Canciller al borde del segundo rescate de los bancos”. Otra muestra de que la impresión de dinero inorgánico era (y sigue siendo) una de las motivaciones para la existencia de las criptomonedas.

¿Pero las criptomonedas no son también monedas emitidas sin ningún control? No, a diferencia de las monedas tradicionales, las criptomonedas tienen una Política de Emisión controlada. ¿Que significa esto? Su emisión está limitada desde que se emite la primera moneda. Por ejemplo, el Bitcoin tiene una emisión limitada de 21 millones de Bitcoins y una vez que se llegue a ese número, no se emitirán más. Esta característica genera que las criptomonedas sean deflacionarias y no inflacionarias como las monedas tradicionales.

Seguro todavía crea que las monedas Fiat se mantienen más sólidas porque estas tienen un “soporte”. Pero, ¿De qué soporte estamos hablando? Desde el año 1971 el dólar no tiene el “Gold Standard” que daba un respaldo al dólar con el oro que tenía los Estados Unidos en su Reserva Federal. ¿Por qué lo eliminaron? Porqué el entonces presidente Nixon necesitaba más “dinero” para financiar la guerra de Vietnam. Entonces, ¿Que respalda las monedas que usamos todos los días? ¿Que son las monedas tradicionales? Responderemos como El Profesor la Casa de Papel, “esto no es nada, es papel”.