FOTO: Archivo

Ciudad Guayana.-Una persona de 31 años de edad murió de un tiro que recibió en la cabeza, efectuado por uno de los delincuentes que lo persiguió para matarlo, el hecho ocurrió en horas de la mañana de este lunes 30 de septiembre detrás de la mezquita del sector San José de Cacahual, San Félix.

Euris José Rojas Liporachi, salió de su casa y en el camino fue abordado por un par de delincuentes del barrio. A pesar que intentó huir para salvar su vida no pudo, detrás de la mezquita cayó sin signos vitales al recibir un disparo.

Según, se escucharon varias detonaciones y locales prefirieron resguardarse en sus casas. Otros vecinos que se dirigían al trabajo observaron a un par de antisociales que corría con pistola en mano.

Deivis Rojas, hermano del fallecido salió a pies hasta la avenida principal de la comunidad 25 de Marzo y pidió ayuda a la policía.

Una comisión del Centro de Coordinación Policial Vizcaíno, llegó al sitio, el cadáver quedó tendido en un callejón a pocos metros de la iglesia de los musulmanes.

Vecinos de la calle Canaima a pocos metros de la vereda en cuestión conocen a los asesinos, pero sienten miedo de denunciarlos.

Las razones por las cuales dieron muerte a esta persona se desconocen, aunque expertos del Cuerpo de Investigaciones Científicas, Penales y Criminalísticas, no descartan el ajuste de cuentas.

El infortunado hombre habitaba en la zona de la comunidad guyanesa. Allegados al abatido, igual saben la identidad de los criminales.

Sabuesos del Cicpc se encargaron de hacer las pesquisas preliminares a la muerte de Rojas, el cadáver lo ingresaron a la morgue para la autopsia de ley.

Bladimir Martínez Ladera
[email protected]