Alcaldía de Río de Janeiro anunció este martes que bautizará con el nombre de «Pelé» la avenida que circunda el estadio Maracaná en homenaje al tricampeón mundial Edson Arantes do Nascimento, que murió el 29 de diciembre.

«La avenida Radial Oeste que circunda el Maracaná pasará a ser llamada a partir de mañana Avenida Pelé. El decreto será publicado en la edición del miércoles del Diario Oficial», anunció el alcalde de Río de Janeiro, Eduardo Paes, en sus redes sociales.

Ello debido a que la ley, con la que Río de Janeiro pretendía rendir homenaje aún en vida al por muchos considerado mejor futbolista de todos los tiempos, violaba preceptos de la legislación sobre patrimonio público y otras normas.

 

Historia pura

El legendario estadio fue inaugurado hace 72 años para ser sede de la Copa del Mundo de 1950 y en 1966 fue bautizado con el nombre de «Periodista Mario Filho», quien fue el principal impulsor de la idea de que Brasil construyera el mayor estadio del mundo para ese Mundial y defendió que el mismo fuera erguido en Maracaná, un céntrico barrio de Río de Janeiro.

Pese a su nombre oficial, el estadio se popularizó con el nombre del barrio que lo aloja, Maracaná, y se ha convertido en uno de los más famosos del mundo por haber sido escenario de las finales de dos Mundiales (1950 y 2014) y de unos Juegos Olímpicos (2016).

Pelé falleció el pasado jueves en un hospital de Sao Paulo, a los 82 años, debido a un fallo multiorgánico causado por el avance del tumor de colon que le fue detectado en 2021.

El velatorio del astro brasileño, que concluye este martes, ha durado 24 horas y congregado a cerca de 230.000 aficionados al fútbol, según cálculos del Santos, además de autoridades y personalidades como el nuevo presidente de Brasil, Luiz Inácio Lula da Silva.