Si queremos evitar el aumento de este lípido sin recurrir necesariamente a los medicamentos, un equipo de expertos de Harvard recomienda el consumo de legumbres como un excelente hábito para combatir el colesterol.

La escuela de postgrado de Harvard, a través de la JAMA Internal Medicine y en Americal Journal of Hypertension, establece que hay un alimento que sienta especialmente bien.

Se trata de las lentejas, garbanzos y alubias, esto es, las legumbres, que se asocian a un menor riesgo de desarrollo de ciertas patologías como la tensión arterial o el colesterol alto.

Otras de las enfermedades y patologías que se pueden evitar con el consumo moderado de legumbres en nuestra dieta son las enfermedades cardiovasculares e infartos.

La fibra, las proteínas y otros minerales ayudan a que podamos reducir la cantidad de la sustancia cerosa en la sangre.

Atentos a los niveles de colesterol

No sólo debemos tomar, por supuesto, las legumbres para que nuestros niveles de colesterol disminuyan. Ese esfuerzo debemos compaginarlo con una dieta rica y variada.

Ayudan a prevenir y son eficaces para quienes ya tienen algún tipo de las afecciones antes señaladas. Por eso, este alimento es un remedio que trata eficazmente el colesterol y otro tipo de riesgos cardíacos señalados.

¿Cuáles son los beneficios que aporta este tipo de alimentación, con una nutrida presencia de legumbres?

Por un lado, el fortalecimiento de la salud ósea. Los huesos fueres mejoran la estructura y la postura del cuerpo, así como favorecen la longevidad y reducen el riesgo de complicaciones que vienen con la edad.

Otro factor importante es la reducción de peso, donde se trata de evitar ciertas comidas en exceso para no tener atracones futuros y sobre todo, tener un control sobre lo que pesamos.

La salud muscular es una de las grandes beneficiadas en este sentido gracias a la rica fuente de proteínas que supone la ingesta de legumbres. Asimismo, ayuda a reparar lesiones, por lo que suele ser muy útil para entrenamientos y otros ejercicios.

Lógicamente todos estos consejos no dejan de ser recomendaciones al uso que en algún momento puedes llevar a cabo, pero hazlo siempre cuando tu especialista te dé luz verde.

Como es conocido, el brócoli aporta una buena cantidad de fibra, pues en taza y media que equivale a unos 148 gramos se encuentra unos 3,8 gramos de fibra, lo que representa el 15% de la recomendación diaria para las mujeres y un 10% de la recomendación diaria para hombres.

La recomendación que hace Harvard University Health Services, es que en cada comida se incluyan entre 6 y 8 gramos de fibra, mientras que para cada aperitivo se recomienda incluir entre 3 y 4 gramos.

Agencia