José “Papo” Rivera, cantautor de salsa cristiana, nacido en Estados Unidos, con una trayectoria de más de 40, años llegó a Ciudad Bolívar, después de siete años sin poder ingresar al país por falta de visa, la iglesia local «Fuente de Poder» invitó al cantante, quien se presentó el pasado 23 de septiembre con un recital de sus más conocidas canciones.

Durante un encuentro que sostuvo con los medios de comunicación en un reconocido hotel de la ciudad capitalina, “Papo” comentó sus experiencias desde que inició su carrera artística, luego de los embates de alcohol y drogas, además de sufrir abandono por parte de sus padres, comenzó a cantar aunque fue un niño de la calle sin atención, “yo tenía un llamado de Dios, y después que estuve en la cárcel, crecí y hoy vamos a las cárceles para llevar el mensaje de el maestro Jesús”.

“Papo”, en medio de la entrevista se quebrantó y lágrimas inundaron sus ojos, ante la pregunta que realizó la corresponsal del diario Soy Nueva Prensa Digital, acerca del por qué la insistencia en venir a Venezuela, después de tantos años de ser negada la visa, a lo que respondió: «siete años sin poder venir a Venezuela, tierra de gracia, a la que amo, quienes han hecho posible el crecimiento del ministerio para el cual sirvo, tengo mucho que agradecer a Dios y a Venezuela, yo le debo mucho a Venezuela, cuando nadie creyó en mí, Venezuela y su gente sí, pasaré 39 días recorriendo el país y seguimos, tenemos proyectos en Venezuela».

¿Por qué Ciudad Bolívar?

El cantautor cristiano expresó: “siempre voy a las ciudades donde hay centros penitenciarios, voy a visitar las cárceles y a llevar el mensaje de salvación y esperanza, porque además es una orden ir a los cautivos, la última vez que vine a Ciudad Bolívar, visite la cárcel de Vista Hermosa, realizamos un gran concierto y predique la palabra, conversé con Wilmer Brizuela, y él recibió en ese entonces a Jesucristo como su salvador, ese es el trabajo que como cristiano y hacemos con amor y compromiso”, dijo.

En Ciudad Bolívar, “Papo” ofreció un concierto gratuito se llevó a cabo en plena calle, habitantes de La Sabanita y otros sectores se concentraron en el lugar para corear junto al cantante portorriqueño los temas: «Puerto de la paz, Cristomicina, Enséñame, y otros más, acompañado de la orquesta venezolana «Unción del Caribe».

Durante el concierto, entre sollozos el intérprete cristiano dijo a los asistentes «tengo mucho porqué agradecer a Dios y a Venezuela. Cuando otros me echaron a un lado, Venezuela me abrió sus brazos. ¡Los amo mis hermanos; oren por mi familia, aquí estoy para ustedes!».

Agenda apretada

Por su parte el manager y amigo de “Papo” Henry Camacho, mencionó que la gira continúa por Puerto La Cruz, Rivera descansa unos días y continúan por Anaco, Maturín, Punta de Mata, viaja a Panamá un evento junto al evangelista Nicky Cruz, regresa a Venezuela, para Yaracuy, Anzoátegui, y estados que comprenden gran parte del Oriente, también tienen compromisos en Aragua, Carabobo y culminan en Vargas y la gran Caracas.