Caracas.- El disidente del chavismo Nícmer Evans, cuyo nombre fue propuesto recientemente por el Movimiento Democracia e Inclusión (MDI) a las elecciones a la Presidencia de 2024, dijo este viernes que asumir este reto para los opositores requiere de «un solo candidato» que enfrente al que presente el oficialismo, lo que requiere la celebración de primarias.

«El reto de unas presidenciales en 2024 solo será viable enfrentarlo en el marco del ejercicio de la unidad convocada por diversos sectores de la oposición en unas primarias que nos unifiquen (…) un solo candidato y un equipo de conducción política amplio y diverso», enfatizó Evans durante un encuentro con activistas del estado La Guaira, cercano a Caracas.

El dirigente subrayó, según un comunicado de prensa de su equipo, que la oposición debe atender el reclamo de «una conducción política que se gane la confianza de la gente», con un «proyecto real y concreto».

En este sentido, instó a quienes se oponen al presidente Nicolás Maduro a incorporar entre sus filas a otros actores que aporten experiencia al antichavismo.

«No podemos seguir a dirigentes políticos que dicen que tenemos que hacer el mayor sacrificio y sin embargo su vida es de lujos. Esto aplica para el chavismo y para la oposición» agregó.

El pasado 30 de junio, Evans pidió a coalición opositora Plataforma Unitaria que presente un cronograma para las primarias, previstas para 2023, con el fin de elegir al candidato que enfrentará al chavismo en los comicios presidenciales.

«Está muy bien que se dé un año para el desarrollo de las primarias, pero necesitamos avanzar en un cronograma electoral certero, un cronograma electoral que permita que ese espíritu inclusivo inicial sea verdadero y se concrete», dijo entonces el dirigente antichavista.

 

EFE