Trotamundos de Carabobo

Caracas.-Trotamundos de Carabobo volvió a ser el mejor equipo del deporte de las alturas en Venezuela. El Expreso Azul se coronó como campeón de la segunda edición de la Superliga de Baloncesto tras vencer 75-63 a Guaiqueríes de Margarita.

Tas perder en el primer partido de la serie final, el cuadro carabobeño logró tres triunfos consecutivos para gritar campeón. La defensa y el poder ofensivo de jugadores como Donta Smith, Jhornan Zamora o David Cubillán fueron las claves de la contundente victoria de Trotamundos en la gran final.

Tras este triunfo, ya son 10 los títulos conseguidos por el ‘Consentido de América’, siendo el segundo equipo con más campeonatos en su palmarés en la historia del baloncesto criollo.

Desde el primer cuarto, Trotamundos de Carabobo se subió a los rieles en búsqueda de un resultado que le daba el título. Sin especulaciones, impusieron su superioridad (17-13) basándose en su buena defensa.

Para el segundo cuarto, el cuadro de Carabobo aumentó aún más su ventaja, sabiendo anular las armas ofensivas de Guaiqueríes y definiendo de buena manera en el aro rival. El buen papel de los dirigidos por Alfredo Madrid se reflejó en el marcador, ya que se fueron con ventaja de nueve puntos al descanso (38-29).

Todo parecía indicar que tenían el partido controlado y sólo errores individuales o desconcentración colectiva podía meter a los margariteños en la contienda. Sin embargo, Trotamundos mantuvo su gran nivel y, a pesar de que Guaiqueríes recortó distancias, el Expreso Azul se llevó los últimos dos cuartos  16-15 y 21-19, quedándose de esta manera con la victoria (75-63).

Jhornan Zamora, ganador del premio “Más Valioso de la Final”, fue el máximo anotador de los de Valencia con 21 puntos, seguido de Donta Smith y David Cubillán, quienes sumaron 14 y 13 unidades, respectivamente. Por parte de Guaiqueríes, Michael Carrera fue el más destacado con 18 puntos y 10 rebotes.

David Cubillán, capitán de Trotamundos, mostró su alegría tras el compromiso, declarando que este título es uno de los más especiales para él. “Es una deuda que tenía conmigo mismo y con la afición de Trotamundos. En 2019 ganaron y yo no pude jugar, por eso este es especial”.

Con información de El Carabobeño