Universidad de Oriente abandonada: Foto: Wilmer Barrero

 

Yessika Muñoz

Ciudad Guayana.- La Universidad de Oriente (UDO), en San Félix, trabaja con ciertas limitaciones tanto en infraestructura como presupuestarias.

La directiva de la casa de estudio afirma que las carencias se mantienen y han salido adelante gracias a la colaboración de los estudiantes, profesores y obreros.

34 aulas carecen de aire acondicionado, además de la biblioteca, sala de lectura, computación, servicio comunitario, cultura y el resto de las dependencias administrativas.

Una situación que tiene más de tres años.

Donación desaparecida 

José Mora, director de la UDO, cuenta que hace dos años recibieron una donación de 17 aires acondicionados por parte de la Gobierno regional.

“Solo le tomaron la foto y se los llevaron para resguardarlos. Hasta la fecha no sabemos dónde están”, afirma Mora.

Es que debido al problema eléctrico y de iluminación, que aún la alcaldía de Caroní no ha solventado, no se pudo hacer la instalación de los aires acondicionados.

Solo el 30 % de la UDO tiene electricidad y un 80 % no tiene iluminación.

Mora recuerda que la alcaldía le fue aprobada dos proyectos para recuperar la electricidad de la casa de estudio.

A pesar de ello, el recinto universitario está funcionando gracias al compromiso de la comunidad universitaria.

“Todos colaboran con un poquito de cloro, detergente, otros llevan cepillo de barrer, recargan tóner para imprimir, y así funcionamos”, acota Mora.

También la universidad tiene deficiencia de pupitres y no cuentan con transporte estudiantil.

A juicio del director, el Ministerio del Poder Popular para Educación Universitaria, Ciencia y Tecnología se desentendió de esa obligación con la UDO.

No obstante, esta contingencia se pudo solventar -a corto plazo- gracias a Oscar Maita, subsecretario de Seguridad Ciudadana de la Gobernación del estado Bolívar, manifestó Mora.

Este servicio de transporte se facilitó por ocho semanas.

De modo que, solo por este período de tiempo se estará cubriendo las rutas estudiantiles.

Delincuencia se apodera de la UDO

La universidad se ha convertido en el lugar predilecto de los vándalos.

Es que son múltiples los hurtos que ha sufrido la UDO, es poco lo que no han podido llevarse los delincuentes.

Recientemente se llevaron la bomba de agua, cilindros de gas doméstico, comida y los utensilios de cocina.

Por esta razón, hace dos semanas se llevó a cabo una reunión con los cuerpos de seguridad junto a los dirigentes estudiantiles, quienes ejercieron presión para que se realicen labores de patrullaje en la universidad.

Mora dice que gracias a estas acciones se ha podido apaciguar en estos días las fechorías del hampa.