ciudadanos
Entrega comunicación en tributos.

.«Los venados disparándole a los cazadores» es un dicho español que hace referencia a las realidades inexplicables que ocurren en la vida cotidiana, el mismo aplica perfectamente a la que viene ocurriendo en el municipio Caroní, donde la Dirección de Tributos Municipales tiene el sitio web cerrado impidiendo el pago de impuestos locales a los comerciantes.

Por ello, este lunes los ciudadanos acudieron a la sede de dicha instancia exigiendo que se les permita ejercer su derecho y deber de pagar sus impuestos, respectivos.

La pregunta que cualquier se puede hacer es el por qué la alcaldía tomó esta decisión, violando con ello la constitución nacional.

Pues la respuesta es sencilla; Fospuca, la medida tomada es una coercitiva de la municipalidad para tratar de forzar a pagar los servicios de recolección de aseo urbano y manejo de relleno sanitario, elevados, que se vienen aplicando desde hace semanas.

Tributos cerrados para condicionar pago de Fospuca

El abogado Franki Castro, representante del comité de usuarios del servicio de aseo, acudió a la sede de Tributos Municipales, Cámara de Caroní y Despacho del alcalde para consignar una comunicación donde los comerciantes y empresarios de la zona exigen se les abra el portal digital para pagar sus impuestos, cerrado para quienes no han cancelado los servicios de Fospuca.

Castro manifestó que el escrito consignado tiene la finalidad de exigir el desbloqueo del sitio digital de tributos para realizar los pagos correspondientes a sus ingresos brutos, que desde diciembre están bloqueados, por no estar al día con el pago del servicio de aseo urbano.

Según lo establecido en la ley, los tributos son prioridad de pago para todos, derecho cercenado con medida de presión para obligar hacer el pago del aseo.

Cobro del servicio estrangula al comercio

En conversaciones con los comerciantes y empresarios que acudieron a la entrega de la comunicación, una vez más se constataron los elevados aranceles de servicio de aseo, que vienen aplicando a los comercios basados en el tamaño de los locales y no la cantidad real de desechos que generan.

En el caso del señor Saheli, comerciante de calzados del Centro, expresó que le han cobrado más de $100 dólares por concepto de recolección de aseo y unos 120 más por el manejo de relleno sanitario.

El mencionado comerciante alega que este cobro simplemente viene a asfixiar su pequeña empresa, que en los últimos años sus ventas han disminuido continuamente.

Haciendo que su comercio, que emplea a unos cinco trabajadores, deba despedir algunos de ellos por imposibilidad de poder cancelar sus salarios.

En la misma situación se encuentran muchos otros comercios y empresas de la zona, que sus propietarios consideran «demasiado excesivas» las tarifas, por generar como mucho una bolsita de desechos.

Comité seguirá interponiendo acciones

La entrega del documento, es una de las primeras acciones del Comité de ciudadanos del aseo de Caroní, en la que buscan que el alcalde reactive el sistema de tributos municipales, que bajo ninguna circunstancia puede ser cerrado al público y menos por presión a pagar servicios como el aseo.

Asimismo, los integrantes del Comité manifestaron que seguirán interponiendo acciones legales y ciudadanos hasta que la municipalidad decida revisar el proceso de asignación de la concesión de Aseo Urbano, que consideran que deben ajustarse a la verdadera capacidad de pago de los guayaneses.