Ciudad Guayana.- Los concejales Aliana Estrada, Aída González, Ana Colina y Eduardo Rodríguez denunciaron que la modificación del artículo 17 de la Ordenanza Municipal, que estipulaba el cobro de impuestos a los transportistas, no se hizo bajo el marco de la ley pues nunca se convocó a una sesión.

El lunes 6 de junio la Cámara Municipal, de mayoría chavista, suspendió el pago de impuestos para la obtención de permisos de ruta, debido a inconsistencias en el artículo 17 que estipulaba las tarifas que deben pagar los transportistas para la explotación de rutas.

Por tal motivo, tres de los seis sindicatos del sector transporte que hace vida en Ciudad Guayana llevaron una serie de propuestas a la comisión que había creado la Cámara Municipal; no obstante, las peticiones del gremio no fueron escuchadas y el 13 de junio se impuso el pago de impuestos a los transportistas, después de que el presidente del Instituto Municipal de Transporte, Tránsito y Vialidad (IMTTV), José Rosario González, notificara de las «correcciones» a la ordenanza. 

La concejala y representante de la oposición en la Cámara Municipal, Aliana Estrada, denunció que las correcciones que se hicieron nunca pasaron por una consulta en plenaria para aprobar la modificación.

«Se cambiaron varias frases, símbolos y numerales en esta nueva ordenanza que ellos han publicado. Han violado el proceso administrativo que se sigue en estas actividades. Nosotros llamamos a la legalidad del consejo municipal», enfatizó.

«Esos cambios que ellos dicen ser un error material no pasaron por el consejo municipal. Y eso es una ilegalidad flagrante frente a la transparencia que están esperando los ciudadanos. Si bien es cierto, hubo en error en aquel momento, eso debió pasar por el concejo para que nosotros en sesión permanente lo estudiáramos. Pero no se hizo ninguna convocatoria», aseveró.

Asimismo, instó al contralor, al síndico procurador y a la fiscalía para que tomen acciones correctivas frente a las irregularidades en materia del debido proceso, con respecto a la modificación de un artículo de la Ordenanza Municipal.

Por otra parte, confirmó que en sesiones anteriores se le indicó a la concejala y presidenta de la comisión de transporte, Osnardy Gómez, que se reuniera con los transportistas y obtuviera los reclamos de ley para llegar a un acuerdo; no obstante, dicha reunión, la cual la concejala del chavismo Jackeline Jiménez confirmó que se daría en entrevista con Nueva Prensa, no se realizó.

Las próximas acciones legales

El concejal Eduardo Rodríguez aseveró que se realizarán los procedimientos legales necesarios para llevar a cabo la denuncia ante la irregularidad en la modificación del artículo 17 de la Ordenanza Municipal.

«Informaremos sobre esta ilegalidad por parte de algunos concejales al no haberlo consultado ante la plenaria como es el deber ser. Ya el día de ayer solicitamos ante la secretaria las copias certificadas de la ordenanza del año pasado, copia certificada de la ordenanza que acaba de ser modificada y copia certificada de todas las actas donde se realizan las sesiones permanentes de la Cámara Municipal», informó.

Expresó que estos trámites se realizan a razón de llevar el proceso a las instancias que lo permitan para hacer la respectiva denuncia.

Por otro lado, le hizo un llamado al síndico procurador de que explique los cambios que se hicieron, debido a que es el representante legal del Municipio.

«Nosotros estamos aquí para hacer ese llamado de atención. Están vulnerando la ley. Eso debió ser consultado en plenaria», concluyó.

Casi 600 dólares por permisos de ruta

Los tributos quedaron anclados al petro y sus tarifas se fijaron entre 0,45 petros (27 dólares) y 0,75 petros (45 dólares) por unidad de transporte.

Eso se traduce en que un presidente de una línea de 20 autobuses de 25 puestos, los cuales deben pagar 30 dólares, tendrá que cancelar casi 600 dólares únicamente para obtener la permisología de rutas.

En el momento del anuncio, El presidente del Imttv aclaró que la modificación seguía bajo objeto de estudio; sin embargo, el lugar para estudiar las modificaciones de ley es la Cámara Municipal y, afirman los concejales de oposición, las sesiones no existen.

«Ellos modificaron todo entre ellos, sin consultarlo en sesión. Nuca llegó a la Cámara Municipal, eso es ilegal», vociferó Estrada.  

Los concejales puntualizaron en que van a ir a todas las instancias que corresponda, a fin de que se estudie las irregularidades que hacen referencia.  

Brayan Silva