El presidente de la Asociación de la Industria del Cine -Asoinci- José Pisano, afirmó este jueves que unos 2,26 millones de espectadores acudieron a los cines venezolanos en los primeros cinco meses del año. 

Pisano indicó que esta cifra supone un incremento del 1.382 %, respecto al mismo lapso del año pasado, cuando fueron 152.413 personas. 

El líder del gremio explicó que este crecimiento se debe, principalmente, a que el público tiene una mayor confianza en asistir a estos espacios, debido a la vacunación contra el COVID-19. Además de algunas medidas de bioseguridad que se mantienen en las salas, como dejar un asiento vacío entre los espectadores.

«Hay un repunte importante al cine. En primer lugar, por la confianza que se ha generado en la audiencia respecto al tema vacunación y las dosis adicionales de protección frente al COVID», expresó.

Producciones atractivas

Además, afirmó que algunas grandes producciones cinematográficas llevaron a los venezolanos al cine. Entre ellas “Spider-Man: No Way Home”, “Doctor Strange” y “Top Gun: Maverick”.

Consideró que estas películas «transmiten emociones apoyadas en temas como los efectos visuales, superhéroes o que tienen intérpretes que juegan con cierta adrenalina, que no están dados para una pantalla pequeña».

En cambio, los filmes de bajo presupuesto, bien de origen nacional o internacional, no han notado la recuperación.

Las salas de cine abrieron sus puertas en enero de 2021, tras 10 meses de cierre por la pandemia. Cuando el presidente Nicolás Maduro autorizó la “reapertura programada y segura» de los «teatros, museos, centros culturales y cines” bajo el sistema 7+7, que combinaba una semana de cierre seguida de otra de actividad.

Venezuela llegó a tener una asistencia a los cines de 30 millones de espectadores en 2011. Un número que se ha reducido desde entonces por la crisis económica, las fallas eléctricas, la migración y más recientemente la pandemia, dijo Pisano.