París.-El diario deportivo francés L’Équipe, uno de los impulsores de la creación de la Copa de Europa de fútbol (actualmente Liga de Campeones), ha cumplido 75 años en los que se ha convertido en una referencia por su modo de hacer periodismo.

La cabecera acaba de soplar sus velas este 28 de febrero en uno de sus peores momentos debido a los impactos de la crisis de la covid.

El pasado enero, una huelga de 15 días, en la que se protestaba por los planes de despido que afectan a unos 50 empleados, impidió al periódico estar en los kioscos.

L’Équipe, fundado por Jacques Goddet (1905-2000), fue publicado por primera vez un 28 de febrero de 1946, como sucesor del exitoso L’Auto, que había ideado el Tour de Francia en 1903, pero que dejó de editarse durante el último tramo de la ocupación nazi de Francia durante la Segunda Guerra Mundial.

Pocos años más tarde de su creación, el periódico sugiere, en diciembre de 1954 en una columna firmada por Gabriel Hanot, el lanzamiento de un campeonato de clubes europeos.

Unos meses después, el 2 de abril de 1955, cuatro miembros de L’Équipe y representantes de clubes europeos y franceses se reúnen en el Hotel Ambassador, en París. Entre ellos figuraban Santiago Bernabeu y Raimundo Saporta, del Real Madrid.

En septiembre de mismo año comenzó la primera edición de la Copa de Europa, que se adjudicó el Real Madrid ante el Stade de Reims (4-3) el 13 de junio de 1956.

Entre los números de L’Équipe, destacan por superar el millón de ventas los del primer y el segundo Mundial de fútbol de Les Bleus (el 13 de julio de 1998 y el 16 de julio de 2018) y el del campeonato de Europa (el 3 de julio de 2000), también de la selección francesa.

Su estilo de hacer periodismo, en el que logró aunar en sus textos un rigor y un cuidado literario con la pasión del deporte, ha marcado a generaciones tanto en Francia como en otros países europeos.

El presidente de Francia, Emmanuel Macron, dejó en su cuenta de Twitter un mensaje de felicitaciones para la cabecera, que pertenece al grupo francés Amaury.

«El deporte nos une, nos hace soñar, nos permite ir más lejos. Es parte de nuestra identidad. De los grandes momentos de gloria, a las derrotas más amargas, desde hace 75 años L’Équipe es más que un ritual, está en el corazón de los franceses», dijo Macron, aficionado al fútbol e hincha declarado del Olympique de Marsella.