Bogotá, Colombia.  El Festival Internacional de Música Sacra de Bogotá, con «El Amor» como tema central, celebrará entre el 9 de septiembre y el 3 de octubre próximos su décima edición, que tendrá además como invitados especiales a Suiza, Francia, República Checa, Italia, España, Israel, EE.UU., Alemania, Hungría y Colombia.

«Este año tenemos la plena convicción de poder realizar el festival de forma presencial con un aforo muy limitado. Vamos a hacer conciertos en los que se va a pedir PCR o el carné de vacunación», explicó la directora del festival, Marianna Piotrowska.

En esa línea detalló que serán conciertos a los que podrán asistir entre 50 y 100 personas, así como el festival será trasmitido por el Canal Capital y por la plataforma digital del evento.

El objetivo del festival será promover la unión, el diálogo, el respeto a la diversidad de creencias, la cultura de paz y la reconciliación a través de música ambrosiana, gregoriana, bizantina, clásica, del romanticismo y contemporánea, así como de ritmos tradicionales espirituales de África, Asia y América Latina.

PROGRAMACIÓN

Como parte del festival se realizarán 36 eventos, de los cuales 16 son conciertos, cuatro clases magistrales y 16 charlas, según los organizadores.

Estas actividades se realizarán en lugares tradicionales de la capital colombiana como el Museo Nacional, la Iglesia de San Ignacio, el Auditorio del Centro Cultural y Educativo Reyes Católicos y el Teatro Mayor Julio Mario Santo Domingo, así como en la Catedral de Sal de Zipaquirá, uno de los lugares más turísticos del país y ubicado en las cercanías de Bogotá.

Entre los invitados sobresalen el laudista norteamericano Hopkinson Smith; el musicólogo francés Marcel Peres; el cuarteto Epoque de República Checa, que transmitirá su espectáculo en vivo desde el Monasterio de Brevnov en Praga, y el ensamble italiano La Terza Prattica.

Igualmente participará el musicólogo israelí Yogev Shetrit, la estadounidense Karen Slack y el ensamble de metales EPidBrass, de Alemania.

IMAGEN OFICIAL DEL FESTIVAL

La imagen oficial del festival será la obra «Clarinete», del colombiano David Manzur, de 91 años y uno de los artistas plásticos vivos más importantes de Colombia.

«Este año la obra la hizo, especialmente para los 10 años, David Manzur, que nos la donó. David Manzur es un amante de la música barroca, coleccionista de laúdes. Es un pintor melómano», señaló Piotrowska.

Estudiosos de la obra de Manzur aseguran que su arte tuvo la influencia del Renacimiento y el Barroco. Destacan que en sus trabajos incorporó tejidos de hilos de nailon coloreados, y llegó al dominio del mural, el retrato, el bodegón, el desnudo y el vestido.

Como parte de la celebración del festival también fue inaugurada este viernes la exposición fotográfica «Mi Jerusalén, una Ciudad Diversa», que es presentada en el Centro Comercial Andino de Bogotá.

«Colombia e Israel han logrado un gran vínculo cultural y social y qué mejor manera de darlos a conocer que a través de estos talentos fotógrafos y el curador Adi Yekutieli, quienes hoy nos dan la oportunidad de conocer la diversidad de Israel y su eterna capital», expresó el embajador de Israel en Colombia, Christian Cantor.

EFE noticias