Residente del sector Las Piñas, se queja por la falta de servicios básicos. Foto: Wilmer Barrero

 

Yessika Muñoz

Ciudad Guayana.- José Ruíz, habitante de este sector, ubicado en la parroquia 5 de Julio, dice que quieren solución para su comunidad.

El afectado cuenta, que una cuadrilla de la Corporación Eléctrica Nacional (Corpoelec) informaron durante su inspección el daño del transformador.

«Nos dijeron que el transformador se había quemado», asegura Ruíz. 

De modo que les sugirieron a miembros de la comunidad Las Piñas, introdujeran una misiva a la compañía eléctrica haciendo la solicitud.

«Hace dos semanas escribimos una carta dirigida a Dimas González; queremos una respuesta que solucione nuestra situación», expresa. 

Según Ruíz, hasta ahora solo han recibido por parte del personal de Corpoelec expresiones como «no hay transporte, ni transformador».

En este sentido, el vecino exhorta a Corpoelec a analizar otras soluciones.

«Los vecinos están dispuestos a colaborar, pensamos que si facilitan los equipos podríamos hacer un puente con un transformador cercano», expone.   

Entretanto la población rural vive hasta hoy las consecuencias de no contar con servicio eléctrico.

«Lo más preocupante es que no tenemos como refrigerar nuestros alimentos», lamenta Ruíz. 

Otras solicitudes

Cerca de dos años Las Piñas no cuenta con agua potable, que era distribuida a través de un tanque de agua.

La razón es que se dañó la bomba de agua.

Debido a esto tienen que utilizar agua de río para poder realizar sus quehaceres domésticos.  

También solicitan jornadas de venta de gas doméstico, porque hace tres meses que toda la parroquia no ha sido beneficiada.  

Por ahora tienen que utilizar leña para poder cocinar.