Shanghái, China. Ricky Rubio, con un total de 115, se convirtió hoy en el jugador con más asistencias en la historia de la Copa Mundial de Baloncesto de la FIBA, tras haber superado en el partido de cuartos contra Polonia al argentino Pablo Prigioni.

El jugador de El Masnou sumó ante Polonia en cuartos de final un total de nueve asistencias, y sumó así 115, superando así las 106 asistencias en 24 partidos que realizó Prigioni.

“Es un honor, realmente, ser mencionado en la misma oración que uno de mis ídolos”, declaró el jugador español tras conocer que estaba a punto de superar al argentino.

Ricky, que el próximo 21 de octubre cumplirá 29 años, ha sumado en sus presencias mundialistas las siguientes asistencias: 46 en Turquía 2010, 36 en España 2014, y las 33 en el actual China 2019.

Con cerca de 15 puntos de media por partido en China, Rubio está siendo uno de los jugadores más destacados de la Selección española en China y este martes disputó su partido 22 de la Copa del Mundo.

EFE