Lugar del centro de Nepal en el que se ha estrellado un avion de Yeti Airlines con más de setenta pasajeros y al menos una veintena de muertos EFE/EPA/BIJAYA NEUPANE

El Gobierno de Venezuela envió este domingo sus condolencias a Nepal por la muerte de pasajeros en el siniestro de un avión que se estrelló este domingo con 72 personas a bordo en uno de los accidentes aéreos más letales que ha tenido lugar en el país asiático.

«El Gobierno bolivariano transmite sus palabras de consuelo a los familiares y amigos de las víctimas, y alienta las labores de rescate que realizan los equipos de emergencia con el objetivo de atender este fatídico suceso», indicó la Cancillería venezolana en un comunicado.

Venezuela reiteró su «profundo sentimiento» de solidaridad con Nepal y confía «en su valentía para lograr superar este doloroso momento».

Las autoridades nepalíes elevaron a 68 el número de muertos confirmados tras el siniestro de un avión de la aerolínea Yeti Airlines que se estrelló este domingo con 72 personas a bordo.

«Hemos recuperado 68 cuerpos del lugar del accidente», dijo a EFE el portavoz Prem Nath Thakur, del Aeropuerto Internacional Tribhuvan de Katmandú, que forma parte de la operación de rescate.

«La búsqueda de los cuatro restantes continúa», añadió.

La aeronave, un ATR-72, se estrelló veinte minutos después de despegar de Katmandú aproximadamente a las 10.30 horas (4.45 GMT) cuando se dirigía al aeropuerto del distrito de Pokhara, un centro turístico muy popular del país, a unos doscientos kilómetros al oeste de la capital nepalí.

Con una ruta estimada de menos de media hora, el siniestro ocurrió cuando el avión intentaba aterrizar en su destino, dijo a EFE el portavoz de Yeti Airlines, Sudarshan Bartaula.

El Gobierno nepalí convocó una reunión de emergencia tras el accidente y constituyó una comisión de investigación de cinco miembros bajo la dirección de la autoridad de aviación civil.