Ciudad Guayana.- La organización política Voluntad Popular (VP), anunció una reorganización y relegitimación de sus autoridades, de cara a “fortalecer” la conducción política del país.

En un reciente encuentro entre líderes nacionales y regionales, su máximo representante, Leopoldo López, enfatizó en que el objetivo fundamental del partido es la salida de la “dictadura”.

Para ello, López recalcó que “el que no quiera salir de Maduro, no puede estar en VP; si quiere construir y alcanzar la libertad, bienvenido”, dijo durante una videoconferencia.

Solo entre los inscritos

Las cartas están echadas en el partido naranja. Los líderes nacionales y regionales deben ahora medir su liderazgo entre las bases del partido, conformar especies de planchas, aglutinar votos y trabajar en base a los estatutos de la organización.

Luis López, responsable de Voluntad Popular en el municipio Caroní, señaló que la jornada de consulta se podría llevar a cabo entre junio y julio de este año 2022 y a diferencia de las anteriores, esta se hará únicamente con la lista de inscritos en el partido.

“Así se evita influencias de otras organizaciones políticas”, precisó López.

Las bases de la tolda naranja tendrán el deber de seleccionar a cuatro líderes nacionales, dos regionales, 1 municipal y 1 por parroquia. Se considerarán estrategias como “chuletas” o “planchas cruzadas”, para que no haya predominio una sobre otra.  

Luis López afirma que Voluntad Popular lo que quiere es demostrar coherencia en su discurso.

“Así como reclamamos democracia, también tenemos que demostrarlo a lo interno. A veces se presentan una serie de confrontaciones que lo único que lo corrige en el tiempo es la medición interna, donde queden los liderazgos naturales”, mencionó.

El líder municipal recordó que gracias a este tipo de revisiones, las imposiciones nacionales no son las que deciden la suerte del trabajo político en las bases.

“Más allá de eso, vamos a afianzar lo que establece el artículo 64 de nuestros estatutos, donde los próximos candidatos de la organización, cuando correspondan, sean consultados a las instancias políticas del partido en cada región, de manera que ese carácter centralizado cada día se fortalezca más, y eso es con el ejercicio de la democracia interna”, recalcó.

«El liderazgo no se decreta»

Este tipo de revisiones en partidos permiten emerger nuevos liderazgos y dejar  a un lado los tradicionales, o por el contrario, permite solidificar lo que ya se ha construido.

En ese sentido, Luis López afirma que él no teme medirse, pues se considera un crítico de algunas decisiones de la cúpula central lo que, a su juicio, ha hecho que activistas del partido se alejen y se desconecten de la gente, “tenemos que ser coherentes”, subrayó.

Sobre el relevo generacional, insistió que esto no se decreta ni se pide por favor.

“En política los nuevos liderazgos no se decretan. No le piden por favor (a los líderes tradicionales) que se quiten para ocupar ellos esos espacios. Tienen que irrumpir, demostrar capacidad y voluntad de asumir liderazgo. Eso se asume, se practica y se consolida”, sentenció.

Salida del G4

Ante la posible salida de Voluntad Popular del G4, Luis López dice no tener información al respecto; recuerda que recientemente se realizó un Encuentro Federal de Activistas en Caracas y está la posibilidad de que ese tema esté en consulta.

Elías Rivas