El catarí Nasser Al-Attiyah conquistó su quinto Touareg, el segundo consecutivo, en la última etapa del Dakar, que se pudo tomar con calma, sin correr riesgos, al contar con más de una hora y veinte minutos de renta al frente de la general.

Al-Attiyah lleva seis ediciones consecutivas sin bajar del segundo cajón del podio del raid, con tres triunfos (2023, 2022 y 2019) y tres segundos puestos (2021, 2020 y 2018).

El catarí ahuyentó los problemas de principio a fin en su defensa del título, se benefició de los que tuvieron sus rivales, y logró tres victorias de etapa.