Foto de Andrea Piacquadio en Pexels

Los requerimientos para establecer una relación romántica están evolucionando en las últimas generaciones, de acuerdo al psicólogo Greg Matos, en su artículo «El aumento de hombres solitarios y solteros», publicado en la revista Psychology Today; situación que afecta de manera particular a los hombres heterosexuales, sobre quienes afirmó «están lo más solos que han estado en generaciones, y probablemente se pondrá peor». 

Matos aseguró que, en los últimos 30 años, los hombres heterosexuales figuran como mayoría dentro del grupo creciente de personas solteras a largo plazo; y aun cuando considera que no es necesario hallarse en una relación romántica para «ser feliz», los miembros del género masculino suelen serlo al estar en una.

El estudio del psicólogo estadounidense se vincula a los resultados de la encuesta del proyecto de la BBC Loneliness Experiment (Experimento sobre la Soledad), realizada en varias partes del mundo, hallazgos contraintuitivos que indican altos niveles de soledad en hombres jóvenes y de mediana edad.

Motivos

En el campo de las relaciones románticas, el panorama general sugiere a los hombres heterosexuales «un camino difícil por delante» y, para Matos, se vincula a tres tendencias generales:

  • Los nuevos estándares de las mujeres heterosexuales, de entre 25 y 45 años, las cuales tienen preferencia por hombres emocionalmente disponibles, de facilidad para comunicarse y con los cuales compartan valores similares;
  • la competencia en citas en línea, debido a que, según la investigación, «los hombres representan el 62 % de los usuarios de aplicaciones de citas», por tanto, las mujeres tienen una mayor cantidad de opciones para elegir y las posibilidades de encontrar una pareja se reducen;
  • el déficit en las habilidades relacionales de los hombres, entre las cuales se destaca la conexión emocional, descrita por Matos como «el alma de un amor saludable a largo plazo».

No todo está perdido

El psicólogo estadounidense afirmó en el estudio que hay «buenas noticias», existe una posibilidad de establecer relaciones y abandonar la soltería (si así se desea); su consejo es que los hombres asistan a terapia individual para abordar la brecha de habilidades y conseguir conectar con una pareja a futuro.

Sostuvo que la búsqueda de ayuda significa «valorar tu propio mundo interno y respetar tus ideas lo suficiente como para comunicarlas de manera efectiva»; e hizo énfasis en la importancia de incurrir dentro de romances «transformadores y curativos», que interrumpan el trauma generacional y establezcan una cultura de admiración y validación.

«Los hombres tienen un papel clave en esta transformación, pero solo si lo dan todo», agregó.