Jorge Roig, miembro del Consejo de Administración de la Organización Internacional del Trabajo (OIT), señaló que el salario mínimo no alcanza para nadie. Mucha gente tiene otras fuentes de ingreso.

Comentó que lo peor que ha ocurrido con la distorsión en los salarios es que se ha destruido el trabajo formal» y agregó que mucha gente está ganado más dinero por la vía informal.

El también expresidente de Fedecámaras señaló que hay un porcentaje importante de la masa trabajadora que está ganando más del salario mínimo.

Roig sostuvo que en el sector privado el pago mínimo a un trabajador está alrededor de US$60 y el máximo es está en US$150 y añadió que en el ramo del comercio es entre US$35 y US$45 mensual.