Notas Pediátricas. Las Vacunas clásicas en tiempo de Covid-19

145
Dr. Hugo Lezama

En estos tiempos de crisis, donde ya las vacunas no llegan tan fácilmente a nuestros consultorios, debido al éxodo de la industria farmacéutica en nuestro país, otrora un país rico, actualmente un país que se debate ante la incertidumbre de un día volver a tener el paso firme que tenía en la vanguardia de la medicina en América latina, sumado a esto la actual Pandemia de Covid 19,que ha obligado a tener una industria farmacéutica a punto de sucumbir a lo interno de nuestro país; y ante la imposibilidad de obtener vacunas a bajos costos, como las obteníamos antes de que nuestra economía se dolarizara, con el conocimiento de que muchas de las vacunas que aplicábamos en nuestros
consultorios, eran subsidiadas por el Estado Petrolero benefactor ,en aquellos tiempos, del sufrido pueblo venezolano.

Actualmente el venezolano de  a pie, sabe que obtener vacunas que ya no son regaladas por el Ministerio de Sanidad ni tienen el mismo costo de antes en el Servicio Médico Privado, está muy cuesta arriba de la economía familiar, donde el salario mensual no llega a un dólar americano, al cambio, según la tabla de cambio del Banco Central de Venezuela.

Nuestros padres de familias, responsables de la Salud de sus hijos pequeños, hacen todo lo posible por aplicarles a sus hijos las vacunas exigidas por los organismos de Salud internacionales, cumpliendo el esquema de vacunación exigido por  nuestro Ministerio de Salud y por la Sociedad Venezolana de Puericultura y Pediatria,como son el cumplimiento de la vacuna antipolio,pentavalente,trivalente viral y fiebre amarilla(colocadas actualmente por la parte publica) y las vacunas anti neumococo(Prevenar 13 valente,Neumo 23),Rotavirus y Meningococo, en el primer año de vida, con posteriores refuerzos, en el tiempo inmunológico según la vacuna, y los estudios inmunológicos científicamente demostrados.

Estas últimas cuatro vacunas, que ya no están en el esquema de vacunas gratis dadas por el Estado Venezolano, son  vacunas que sobrepasan los cien Dólares americanos(100 US $) por unidad, no fácilmente asequibles al venezolano común, y donde muchos inescrupulosos, que están al tanto de la preocupación de estos padres, tratan de pescar en rio revuelto, ofreciéndoles vacunas por debajo de este costo, lo que levanta nuestra suspicacia y nos pone alerta de un  fraude, de magnitud incalculable, máxime cuando hay vacunas que NO VIENEN EN FRASCOS MULTIDOSIS,como lo es el caso de la vacuna contra el neumococo(Prevenar 13 Valente, producida por el Laboratorio Pfizer®, en frasco DOSIS UNIPERSONAL, jamás en frasco multidosis).

Y por supuesto esta distribución irregular de las supuestas vacunas deben cumplir estrictamente con la cadena del frio, y ser aplicada por el Pediatra o Personal de Vacunación debidamente identificado y autorizado.

Si no cumple con las medidas arriba expresadas, se estaría cometiendo un doble delito, uno de estafa al pueblo, por el costo de pagar vacunas que no lo son, y dos a nuestros niños, supuestamente inmunizados con este tipo de preparados, cuyo origen y autenticidad dejan mucho que desear, aplicadas por este personal fraudulento e inescrupuloso.

Por eso recomendamos a los padres y responsables del cuidado del niño a vacunar, documentarse adecuadamente antes de dar este paso de pagar por una vacuna que no lo es, o no cumple con los requisitos exigidos por los organismos internacionales y nacionales,para el cumplimiento de las vacunas.

Hasta la Próxima.

Dr. Hugo Lezama Hernández.

Pediatra Puericultor

Egresado de la Universidad de Oriente (UDO). Miembro activo de la Sociedad Venezolana de Puericultura y Pediatria.Filial Bolívar. Secretario de Relaciones Institucionales, Perìodo 2021-2023.