Caracas.- Trabajadores venezolanos están desesperanzados con los famosos anuncios que se acostumbran antes o el mismo día que celebran su día. «Soy trabajador público y la verdad no espero nada para este 1 de mayo. No creo que vayan a dar un aumento de sueldo que nos permita vivir con dignidad. Seguramente lo harán en silencio en la próxima quincena y el incremento sea de centavos de dólar», dijo Jesús Gil.

En redes sociales abundan las inquietudes y preguntas sobre los esperados anuncios de un aumento de sueldo. Las respuestas en cuentas oficiales solo son el silencio.

El Día del Trabajador ha sido escenario constante para anuncios de nuevos ajustes salariales, de bono de alimentación, reforma a la Ley del Trabajo y hasta alguna decisión política de última hora, por ello se espera que haya algún pronunciamiento, sin embargo en los últimos años ha pasado por debajo de la mesa los aumentos de sueldo. Haciéndose a través de voceros o sencillamente efectuándose en la quincena y anunciándose en Gaceta Oficial sin mayor aspaviento.

Nicolás Maduro quien se ha dado a conocer como el «presidente obrero» no ha comentado en sus recientes apariciones públicas nada con respecto a una dignificación del salario que todos los trabajadores venezolanos vienen exigiendo.

El abogado especializado en materia laboral, José Manuel Álvarez, precisó: «Venezuela está sumida en una profunda crisis económica aunado a eso está el tema de las sanciones y la situación mundial petrolera, todo esto confluye para que un posible aumento salarial que deje contentos a los trabajadores es prácticamente imposible. No hay forma de que incrementen el pago para que cubra la Canasta Básica. No se espera más que un simbólico incremento que seguramente ni siquiera anunciarán».

Ante estas apreciaciones, habrá que esperar el 1 de mayo para constatar si oficialmente se referirán al caos que representa que el sueldo mínimo sea hoy de centavos de dólar con lo cual solo se puede comprar una chupeta. Y más cuando la economía está dolarizada informalmente como se puede notar en cualquier comercio cuyos precios son marcados en moneda extranjera.

Por

Fiorella Tagliafico/Descifrados