Upata. – “La mujer no se toca ni con el pétalo de una Rosa”, es un refrán que muchos hombres dicen, sin embargo, Alexandra fue agredida brutalmente por su expareja, donde su pesadilla inicio el 12 del mes en curso, así lo informó su familia, día en que la fémina estaba en casa de su mamá, (quien reside en el sector de Los Rosos), y mientras dormía junto a sus dos hijos de 2 años y 6 meses, Nerwin Santamaría (expareja) llegó y le propinó la golpiza.

Motivado a la brutal agresión contra Alexandra, sus familiares llevan una campaña para recaudar 4.400 dólares, debido a que requiere una operación facial y esa es la principal prioridad para ellos, pero no dejan de lado su deseo de recibir justicia, ya que Nerwin se encuentra prófugo, “nos gustaría mucho que las autoridades se reporten y ayuden a capturar a ese hombre porque tememos que ataque nuevamente a Alexandra”, comentaron.

De igual forma enviaron un mensaje a las mujeres: “nuestro mensaje en estos momentos es que “ninguna mujer merece ser golpeada, maltratada, violentada, sea cual sea los motivos, ninguna mujer merece ser víctima de violencia, por eso lo más sano es; mujer mira bien y estudia bien con cuál hombre o pareja te vas a relacionar, primero tú y luego tú, aléjate al solo oír una amenaza”.

Rememorando los hechos ocurridos

Se pudo conocer que aquel 12 del mes en curso, el hombre entró por la puerta principal de la casa donde se encontraba dormida, luego de forzarla, “la sorprendió dormida e inmediatamente la atacó a golpes y patadas hasta dejarla inconsciente y cuando asumió que la había matado”, señaló una familiar de la joven, además, para ese momento, un vecino trató de intervenir, pero por cosas de la vida, el portón no le quiso abrir y se le extraviaron las llaves del portón.

Motivado a esa situación, el vecino sólo pudo gritar desde lejos pidiendo que la dejara en paz y no la siguiera golpeando, sin embargo, Nerwin la golpeó más hasta que la dio por muerta, agregó la pariente. La mamá de Alexandra, Yusmelis Patete, señaló que ellos ya tenían varios días separados, tras casi dos años de relación. Alexandra decidió dejarlo porque Nerwin era muy agresivo, “ya en otras ocasiones la había golpeado, no salvajemente como esta vez”.

Piden a las autoridades dar respuestas

De esta manera, los parientes de la víctima señalaron que “sinceramente, no se evalúa eficaz, ni rápida la búsqueda del agresor por parte de los organismos, pues, en el momento de los hechos creemos que había tiempo de detenerlo, ya que él luego de golpear a Alexandra quedó muy tranquilo por las calles de Los Rosos”.

 

Soy Nueva Prensa Piar