La pandemia de Covid-19 y el reclamo a los países ricos para una distribución justa de vacunas unió este sábado a la Comunidad de Estados Latinoamericanos y del Caribe (Celac) en la capital mexicana, a pesar de los contrastes ideológicos.

Representantes de 32 países acordaron luchar por el acceso a las vacunas para la región tras una reunión en el Castillo de Chapultepec de Ciudad de México, donde evitaron las diferencias por conflictos como los de Cuba, Nicaragua y Venezuela, y la ausencia de Brasil.

La buena noticia no es que no tengamos diferencias de puntos de vista, desde luego que los hay y son públicos, la buena noticia es que la Celac cierra su periodo de reflexión”, argumentó tras el encuentro Marcelo Ebrard, canciller de México, presidente pro témpore del organismo.

Unidos en la crisis

La Celac, fundado en México en 2010, perdió empuje por las diferencias ideológicas del continente, como reflejó la salida del país más grande de la región, Brasil, en 2020.

Pero las naciones se han unido en el organismo por el azote de la pandemia en Latinoamérica, una de las regiones más afectadas por la Covid-19, con más de 40 millones de casos y cerca de 1,35 millones de muertes.

En contraste, solo poco más de uno de cada 10 latinoamericanos está completamente vacunado, según la Organización Panamericana de la Salud (OPS).

Si antes de la pandemia se proponía que esta comunidad fuese el instrumento principal de cooperación de América Latina y el Caribe, compañeras y compañeros, estamos en camino sin duda de lograrlo”, indicó el secretario de Relaciones Exteriores de México al inaugurar la reunión formal.

En rueda de prensa posterior, Ebrard defendió la integración pese a las diferencias, al señalar “acuerdos sustantivos” como la futura creación de un fondo de desastres y contingencias de la Celac.

También apuntó a la ruta por una vacuna latinoamericana que presentó Alicia Bárcena, secretaria ejecutiva de la Comisión Económica para América Latina y el Caribe (Cepal), quien enunció esfuerzos en Argentina, Brasil, Chile, Cuba y México.

Además, prometió una postura regional ante los países desarrollados, que acaparan casi tres de cuatro vacunas en el mundo, según la Organización Mundial de la Salud (OMS).

Vamos a llevar una posición común, o vamos a tratar de llevar una posición común al G20, que es en octubre”, aseveró el canciller mexicano.

En extractos compartidos de la reunión por la Secretaría de Relaciones Exteriores (SRE) de México, el canciller de Ecuador, Mauricio Montalvo, respaldó unirse ante la crisis sanitaria.

La Celac debe continuar expresando su posición respecto a la necesidad fundamental de alcanzar este acceso universal, equitativo y oportuno a la inmunización contra el Covid-19 y reconocer su vacuna como un bien público global”, sostuvo.

Mientras que el ministro de Relaciones Exteriores de Argentina, Felipe Solá, aplaudió que la Celac tenga una postura externa propia ante potencias como China y la Unión Europea (UE).

El esfuerzo por internacionalizar la Celac manteniendo nuestra identidad y defendiendo nuestros intereses en todo momento, celebro especialmente, entre varias cualidades, esa”, resaltó.

¿Una nueva unión?

Previo al encuentro, el presidente de México, Andrés Manuel López Obrador, realizó un homenaje por el aniversario 238 del libertador de América, Simón Bolívar, en el que pidió crear en la región “algo similar” a la Unión Europea (UE) y sustituir a la Organización de Estados Americanos (OEA).

La propuesta es ni más ni menos que construir algo semejante a la Unión Europea, pero apegado a nuestra historia, a nuestra realidad y a nuestras identidades”, manifestó a los diplomáticos.

El mandatario aprovechó para defender a Cuba de la “influencia” de Estados Unidos, al denunciar que “Washington nunca ha dejado de realizar operaciones abiertas o encubiertas contra los países independientes situados al sur del Río Bravo”.

Es ya inaceptable en la política de los últimos dos siglos, caracterizada por invasiones, para poner o quitar gobernantes al antojo de la superpotencia”, aseguró.

Aun así, el presidente de México exhortó a los países latinoamericanos a “hacer a un lado la disyuntiva de integrarse a Estados Unidos o de oponerse en forma defensiva”.

EFE