San Juan, Puerto Rico.  Jordany Valdespín pegó un jonrón y remolcó las cinco carreras de los Toros del Este de la República Dominicana en victoria la noche de este miércoles sobre los Cangrejeros de Santurce de Puerto Rico, 5-4, en el cierre de la quinta jornada de la Serie del Caribe 2020.

Puerto Rico tuvo una última oportunidad de empatar o ganar el partido en la novena entrada, cuando ubicó a Iván De Jesús, hijo, en la antesala y a Emmanuel Rivera en la inicial, pero el taponero Ramón Ramírez retiró a Ozzie Martínez con un elevado al jardinero derecho Junior Lake para culminar la amenaza.

«Yo creo que conseguimos una importante victoria, porque (mañana) jugamos a segunda hora y como local, y para que el béisbol latino, caribeño y de invierno se mantenga, pues mucha gente piensa que el béisbol de aquí no se da», dijo el piloto del equipo dominicano, el puertorriqueño Lino Rivera.

La novena dominicana contará con el derecho cubano Yunesky Maya como su abridor, mientras que dirigente de Puerto Rico, José «Tony» Valentín, enviará al zurdo Héctor Santiago.

«Para mí no fue nada que me sorprendió. Fue un juegazo. Cada vez que nos enfrentamos son buenos juegos, y que el fanático se disfrute el espectáculo», expresó Valentín tras el partido.

«Aunque no le tengo miedo a Dominicana, pero prefería jugar con otro equipo que sea menos agresivo. Lo bueno de esto es que esto comienza en cero y estamos en el baile igual que el resto del equipo», agregó el piloto boricua, quien adelantó que el zurdo Héctor Santiago será el abridor el jueves.

La tropa dominicana pudo haber anotado la primera carrera del encuentro en la segunda entrada ante el abridor puertorriqueño Jason García, pero la defensa boricua la limitó.

Esto ocurrió cuando después de que Abraham Almonte pegara doble y esperara a ser remolcado, Gustavo Núñez bateó entre y la segunda base, pero el intermedista Jack López no retuvo bien la pelota.

Por ello, Almonte avanzó para anotar, pero fue fusilado en el plato.

No obstante, fue en el tercer episodio cuando Valdespín remolcó sus primeras tres anotaciones.

Luego de que Rubén Sosa y Junior Lake llegaran a base, Valdespín disparó un kilométrico jonrón por la bandera derecha para poner el juego 3-0.

Los boricuas, sin embargo, respondieron en la baja del tercer episodio frente a los lanzamientos del abridor zurdo quisqueyano Raúl Valdés.

Jack López abrió la tanda con un doble al jardín izquierdo.

Valdés logró dominar a sus próximos dos contrincantes, hasta que dio boleto a Iván De Jesús hijo.

Entonces, Emmanuel Rivera conectó sencillo al jardín izquierdo, impulsando a López para el 3-1.

Una entrada más tarde, Puerto Rico despertó de su ofensiva que llevaba en el torneo y marco tres anotaciones.

Jan Hernández abrió la vuelta con boleto.

Luego, Reymond Fuentes conectó sencillo al bosque central y adelantar a Hernández.

Morales le siguió con un toque de sacrificio que logró adelantar a ambos corredores.

Jack López prosiguió la ofensiva con un imparable al bosque derecho, que logró impulsar a Hernández e igualando el encuentro 3-3, mientras Lake sacó a Fuentes en el plato.

Tras la jugada, Henry Ramos pegó sencillo al bosque izquierdo, avanzando así a López a la intermedia.

La jugada provocó que Rivera relevara a Valdés por Jhan Mariñez, quien le propinó un pelotazo a De Jesús para llenar las bases y montar una nueva amenaza ofensiva.

Así, David Vidal pegó una fuerte línea a Mariñez, quien la desvió y provocó que López y Ramos anotaran y así poner a Puerto Rico al frente 4-3.

A pesar de que Valdés salió en la cuarta entrada, el relevo dominicano silenció los bates puertorriqueños por el resto del encuentro.

Sin embargo, la República Dominicana no se quiso quedar atrás y reaccionó en la quinta vuelta.

Sosa abrió el episodio con boleto gratis, seguido de un sencillo de Lake.

Entonces, vino Valdespín nuevamente a avivar la ofensiva dominicana con un doblete al bosque central, impulsando así a Sosa y Lake y así retomar la ventaja 5-4 y mantenerla hasta el final.

Esto provocó que Valentín reemplazara a su abridor García por Bradin Hagens, quien entonces logró cerrar la entrada con una doble matanza, culminando la amenaza dominicana.

García terminó su noche lanzando cuatro entradas completas, en las que concedió cinco carreras -cuatro de ellas limpias-, seis imparables, tres boletos y abanicó a seis.

EFE