empresarios
Empresarios olicitan nuevamente reunirse con el Gobierno regional. Foto: cortesía

Ciudad Guayana.- Fedecámaras Bolívar y Camcaroní insisten nuevamente en reunirse con el Tren Ejecutivo regional y municipal para discutir asuntos de interés relacionados al alto costo de los servicios públicos, como electricidad y agua.

También desean ofrecer propuestas en torno a la reactivación de créditos bancarios y ponerle fin a la voracidad fiscal, un elemento que ha generado la migración de la economía formal a la informal.

Así lo dieron a conocer este miércoles, 8 de noviembre, Austerio González, presidente de Fedecámaras Bolívar junto a su directiva, y Catherine Wilson, presidenta de Camcaroní.

El gremio empresarial mostró su interés en contribuir a la reanimación de la economía del estado Bolívar y reimpulsar el aparato productivo del país, pero no sin antes considerar la emergencia que los afecta y que ha generado el cierre de, al menos, 70 % de empresas, en los últimos cinco años.

«Lo que queremos es que la economía se reanime, que el aparato productivo se incorpore a la dinámica económica, tanto de Venezuela como del estado, pero eso implica que todos tenemos que poner de nuestra parte», dijo González.

«Vamos a sentarnos, vamos a conversar. Sabemos de las limitaciones que tiene el sector público en la parte financiera (…) pero queremos que ellos entiendan también nuestra situación actual y en función a eso, llegar a un acuerdo. Tenemos las soluciones, lo que necesitamos es coincidir y echar para adelante», agregó.

Asfixiados

Catherine Wilson, presidenta de Camcaroní, precisó que en la facturación de Corpoelec se ha registrado un incremento de 500 %, basándose en el servicio contratado y no en el consumo real de los comercios, mientras que, Hidrobolívar, ha hecho ajustes de 300 % en sus facturas, con la particularidad de que los empresarios no están gozando del servicio.

«Si queremos que la economía se reactive y vuelva a circular como estábamos antes de la pandemia, es importante que nos dejen respirar para así poder avanzar», exclamó Wilson.  

Empresarios coinciden en la necesidad de buscar soluciones con el sector público y esperan que de una futura reunión se activen mesas de trabajo que lo permita.

González precisó que el sector productivo del estado Bolívar viene de una «caída libre» de casi 80 % en los últimos años y actualmente, según especialistas, se percibe una recuperación de 2,5 %, «pero aun así, no pueden asfixiar al sector productivo con recibos tan altos (…) Queremos hablar el mismo idioma, coincidir en soluciones. No estamos negados a pagar, sino que el cobro sea cónsono con la realidad actual y el consumo real», reafirmó.

Créditos: efecto multiplicador

Entre tanto, Raúl Gil, segundo vicepresidente de Camcaroní, expuso la urgencia de reactivar los créditos bancarios, tanto en la banca pública como privada, como una forma de efecto multiplicador para la reactivación de la economía a escala nacional, regional y municipal.

«Requerimos que la intermediación con la banca pública y privada sea efectiva, es decir, que el encaje legal establecido por el BCV se amplíe y de esta manera se pueda otorgar tarjetas de crédito a los consumidores. Eso tendrá un efecto multiplicador, porque va a incrementar la capacidad adquisitiva al consumidor y va a reactivar la parte comercial en pequeñas y medianas empresas».

El economista se refirió también a la importancia de otorgar créditos al sector agrícola, turismo y construcción, argumentando un posible repunte económico al cierre de 2021 y un mejor panorama en 2022, específicamente en el sector inmobiliario, turismo y telecomunicaciones.

Revisión de impuestos municipales

Sobre la voracidad fiscal, el experto en tributos y primer vicepresidente de Camcaroní, Camilo London, resaltó la urgencia de revisar los aforos de las alícuotas impositivas, para hacerlas racionales y sostenibles al sector formal de la economía.

«Es un tema de gerencia en función de hacer una justa distribución de las cargas, y no solo recargar al sector comercial que ya tiene el gran peso de sostenerse en una situación precaria económica y de la pandemia del Covid-19».

Aprovechando el resultado electoral del 21 de noviembre, London recuerda que la solución inmediata a este problema recae en el trabajo legislativo que hagan los concejales electos y que desde la Cámara Municipal se encamine a una revisión de la ordenanza de impuestos municipales.

«De allí cabe el concurso de todos. La sociedad participa, los gremios participan y proponen, las autoridades municipales impulsan y el Concejo legisla y hace el trabajo correspondiente para traducir todo esto en una solución».