María José Abreu, hermana de Orlando Abreu, el joven venezolano asesinado en la ciudad de Trujillo, en Perú, no pide indemnización sino «pena máxima» para Oscar Narro, alias «Cara cortada» quien confesó haber disparado contra el comerciante y fue detenido recientemente. 

«No hay dinero que me devuelva a mi hermano», respondió María José a las declaraciones de Narro quien confesó haber cometido el crimen y dice estar «arrepentido» y pide «otra oportunidad». 

«Nosotros no pedimos una indemnización, sino que se haga justicia. Pedimos la pena máxima para ese criminal. Así como no se condolió con mi hermano para quitarle la vida, que la justicia peruana tampoco la tenga con él», expresó la hermana de Orlando Abreu este lunes 22 de febrero al programa Al Día Con Sergio Novelli.

El abogado de Oscar Narro afirmó que su defendido no tuvo «ninguna motivación» para asesinar al comerciante venezolano. «Él dice que estuvo en una situación de haber consumido drogas y alcohol desde un día antes y que no se acuerda de lo que ha hecho, porque él dice que si hubiera estado sano, no lo hubiera cometido», dijo según lo reseña Versión Final.

En la entrevista con Sergio Novelli la hermana de Orlando Abreu afirmó que días antes del crimen, una mujer llamada Manuela Guevara, a quien señala de manifestar «mucha xenofobia contra los venezolanos» en Trujillo, tuvo una discusión con su hermano. 

«Quiero ver a cualquier venezolano vendiendo aquí en la calle, menos a ti», le dijo la mujer a Orlando Abreu, según relato de su hermana. 

María José Abreu sospecha que Manuela Guevara está implicada en el crimen, por lo que solicitó a la Justicia peruana investigar a la mujer. «Ella es cómplice», insistió. 

María José Abreu manifestó que después del asesinato de su hermano tuvo que salir inmediatamente de Perú, luego de ser amenazada por Oscar Narro, alias Cara Cortada. “Me mandó videos, me amenazó”, dijo.

Con información de Versión Final